El Gobierno plantea un nuevo sistema de actualización que vuelve al criterio de mantener el poder adquisitivo de los pensionistas

Fuente: Cadena Ser

El Gobierno ya tiene listo el nuevo mecanismo del que se quiere servir para actualizar anualmente las pensiones, que sustituirá al (derogado de facto) sistema proveniente de la reforma de 2013 del PP que revalorizaba las pensiones un 0,25% en los años de déficit en la Seguridad Social. La nueva propuesta, que el Ejecutivo de Sánchez ha remitido ya para su estudio a los agentes sociales, plantea que se utilice la variación media de los precios durante el año como criterio para actualizar las cuantías que cobran los pensionistas; o técnicamente, la media de la variación del IPC interanual observada mes a mes desde diciembre del año anterior a noviembre del año en curso.




La propuesta aspira a recoger las demandas de los colectivos de pensionistas y el espíritu del consenso del Pacto de Toledo, que plantean que las pensiones han de mantener el poder adquisitivo siguiendo una evolución similar a los precios. Según el Secretario de Estado de Seguridad Social, Octavio Granado, es una fórmula que marca revalorizaciones similares a las que se producían con el sistema previo a la reforma del PP, cuando las pensiones se actualizaban de acuerdo con el IPC de noviembre; de hecho, asegura Granado que el nuevo sistema tendría como ventaja sobre el que se apoya solo en noviembre que permite “amortiguar los excesos que se puedan producir utilizando un único indicador mensual, que se darían si por ejemplo en noviembre se produce una errática subida o una bajada”. En el caso de 2018, la media de los IPC coincide con el dato interanual de noviembre: 1,7%.







Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies